Calidad de vida de los docentes venezolanos empeora a pasos agigantados

@DolarToday / Aug 17, 2022 @ 11:00 am

Calidad de vida de los docentes venezolanos empeora a pasos agigantados

Adquirir un carro, una casa, realizar viajes y concretar algunas compras eran tan sólo algunos de los lujos que podía darse un profesor de educación inicial, básica y bachillerato al recibir el pago de ciertos bonos vacacionales o de navidad. Con el ingreso salarial podían hacer un mercado para todo un mes y aún así les quedaba dinero suficiente para disfrutar. Pero estas escenas sólo quedaron en los recuerdos de los docentes, quienes desde 1998 hasta el 2022 han visto cómo su salario se reduce hasta en un 79%, dependiendo de la categoría, lo que impide que puedan alimentarse de manera correcta o comprar tratamientos médicos.

Por María B. Jordán | LA PRENSA DE LARA

Para el gremio este es un panorama grave y deprimente, pues consideran que luego de ser una de las profesiones más respetadas en el país por su preparación y estudios, hoy está al borde de la indigencia, pues sus beneficios han ido mermando y no pueden mantenerse sólo con su salario. Se ven obligados a pedir ayudas a familiares o buscar una entrada de dinero extra en el comercio informal.

Hace 24 años, un profesor ubicado en la categoría de docente I podía ganar 344 dólares, hoy sólo devenga 73.91 dólares de salario base, es decir, registra una reducción del 78% del salario. En el caso de la escala de docente VI, en 1998 podían devengar $496, la cifra que ganan hoy cayó un 79% y el ingreso apenas llega a $100.99.

“La profesión docente está en indigencia, el sueldo no alcanza para comer bien, mucho menos para gastos de tratamientos médicos, rezamos para que no suceda una emergencia”, expresó Luis Arroyo, presidente del Colegio de Profesores, al lamentar que los beneficios laborales estén siendo pisoteados por el patrono. “El Ministerio de Educación en lugar de honrar los compromisos, lo que hace es burlarse de los reclamos”, dice.

Asegura que el reclamo que mantiene el gremio no se trata de un capricho, “son beneficios que están establecidos en la contratación colectiva”. Señala que frente a la crisis país el gremio no se puede conformar sólo con tener el ingreso de una quincena, porque este es insuficiente para la compra de comida, vestido, pago de servicios y cubrir gastos familiares, en caso de ser cabeza de hogar.

Según el Centro de Documentación y Análisis Social de la Federación Venezolana de Maestros (Cendas-FVM), en el mes de junio la canasta alimentaria se ubicó en 459,84 dólares, es decir, que un docente de la categoría I sólo puede adquirir un 16% de los productos, mientras que aquellos de la categoría VI, que es la más alta, sólo compran un 21% de los alimentos, dejando de cumplir con el esquema nutricional.

Olvidados
Laura Igarra, presidenta del Colegio de Licenciados en Educación, aseguró que la calidad de vida de los docentes ha ido desmejorando considerablemente con el pasar de los años. “Eso responde a la pérdida de su poder adquisitivo y beneficios logrados, a eso se le une la seguridad social”. Agregó que antes un profesor podía contar con todos los servicios del Instituto de Previsión y Asistencia Social para el personal del Ministerio de Educación (Ipasme), cuya áreas de cobertura incluía exámenes de laboratorio, consultas médicas, hospitalización y cirugías, algo con lo que ya no gozan.

La profesora detalló que de su nómina les continúan descontando el 6% de su salario para ser destinado al Ipasme, pero en la práctica no disfrutan del beneficio porque sólo atienden algunas consultas médicas y sino sacan dinero de su bolsillo. No pueden ser atendidos en una clínica tras una emergencia.

“Es triste, porque no sólo desmejora la vida del docente, sino también de sus familiares, porque vemos cómo cada docente debe acudir a las donaciones y buena voluntad de los demás para cualquier ayuda económica”, dijo la profesora. Agregó que tampoco cuentan con servicio funerario.

Alternativas
Desde Fe y Alegría están al tanto de la realidad que vive el educador venezolano, ante esta crisis han buscado alternativas y estrategias para ayudar a los docentes. Aseguran que el bajo salario es un factor para que la nómina disminuya, hasta el punto que hoy sólo trabajan con un 85% de su personal en Lara, faltando un 15% que no han podido contratar, según informó Alexis Moreno, director de Fe y Alegría.

“Hasta el equipo directivo debe realizar múltiples tareas ante la ausencia de maestros”, explicó Moreno. Sin embargo, eso no es un límite para que las escuelas cierren, por lo que siguen buscando alternativas para dar un apoyo y que los profesores no sigan abandonado las aulas.

Encienden calles
El retraso del pago del bono recreacional para docentes de inicial, básica y bachillerato fue la gota que derramó el vaso, pues este debía cancelarse para la primera quincena de julio y para los primeros días de agosto apenas habían cancelado una parte, por lo que durante este mes en curso el gremio de educación se declaró “en la calle”.

Para los últimos días de julio, los profesores arrancaron con las protestas masivas, mientras que en lo que va de agosto ya han estado en cinco oportunidades en las calles. En todas las protestas solicitando pago de bono recreacional, derogación del instructivo de la Oficina Nacional de Planificación (Onapre) y a eso se le une solicitud de mejoras condiciones, pues aseguran que les están robando sus beneficios.

En el caso de los docentes universitarios, también se han sumado a la lucha, tomando en cuenta que ellos han sido perjudicados con bajos salarios y el atraso del pago del bono recreacional. Trabajadores de la administración pública, también han acompañado las luchas.

En la última concentración que tuvo fecha el jueves pasado, Blanca Terán, presidenta de la Asociación de Profesores de la UPEL (Aproupel), dijo que les están “arrebatando el derecho a la vida” porque no cuentan con ningún tipo de beneficios que los protejan.

Aseguró que en ningún país del mundo a los trabajadores les niegan los derechos, mucho menos al sector educativo, que es el que ellos representan.

El día de hoy la coalición sindical tiene previsto una rueda de prensa en donde hablarán de la situación del sector, mientras que para mañana jueves están convocando a una concentración en la Zona Educativa por la lucha de su dignidad y los derechos que ellos tienen.

En septiembre no se incorporarán
El gremio de educación a nivel nacional advierte que no regresarán a las aulas de clase el 16 de septiembre como está llamando el Gobierno nacional, así lo informó la dirigente sindical del sector educativo, Gricelda Sánchez, luego del atraso en la cancelación del bono recreacional. En Lara se unen a este planteamiento.

“Ya el regreso a clases no puede darse el 16 de septiembre. Una vez que se dé el pago es cuando comenzarán a correr nuestras vacaciones. Los maestros se van a incorporar para el mes de octubre”, dijo Sánchez. Explicó que en cada escuela y liceo del país hay un descontento por los atropellos al sector.

En Lara, la coalición sindical aseguró que tampoco regresarán a las aulas en septiembre, pues ya suman más de 25 días de retraso del pago del bono recreacional, dicen que esos días deben sumarse porque para ellos sigue siendo tiempo perdido.

Por ahora, los docentes seguirán en asambleas y movilizaciones para definir y concretar cómo será el inicio del nuevo año escolar en el país.

Insisten en eliminar instructivo Onapre
Cambiar a la jefa de la Oficina Nacional de Presupuesto (Onapre) no modifica ni disminuye el reclamo del gremio docente, quienes se mantienen en calle desde que inició la aplicación del instructivo, alertando que los beneficios, como las primas de profesionalización se vinieron al piso.

“No sabemos quién lo creó, quién lo dirige ni cómo se aplica”, dijo Dulce Meléndez, directivo de la Federación Nacional de Trabajadores de Educación de Venezuela. Agregó que con su aplicación aplanaron las tablas de las primas y nadie explica dónde deben reclamar. “Lo que hicieron fue desmejorar al trabajador, para eso existen categorías en el sector”, dijo.

Pagarán la deuda esta semana
Orlando Pérez, presidente del Sindicato Nacional Fuerza Unitaria Magisterial (Sinafum), ratificó que el bono vacacional para los trabajadores públicos de los sectores de educación básica, universitaria, personal administrativo y jubilados será cancelado al 100% esta semana.

A través de redes sociales, los profesores aseguraron que ayer empezaron a liberar los pagos; sin embargo, se están haciendo de manera progresiva, tomando en cuenta que están siendo cancelados por sectores. A pesar de eso, los docentes en Lara seguirán en la calle hasta que se logre la eliminación del instructivo Onapre.

 

¡COMPARTE EN TUS REDES SOCIALES!

arrow
 

Enviar por WhatsApp

 
 
 

 
¿Cuál es tu opinión?
 
 
*